Giro de última hora en el «caso Guido»

Foto vía: Real Betis

Llega la recta final del curso y, con ello, el momento de valorar. Desde la planta noble del Villamarín, se tilda la temporada como sobresaliente. Una actuación en Europa League algo agridulce puede llegar a ser un pequeño «pero». Sin embargo, el hecho de llegar a la jornada 37 peleando por una plaza Champions y el tan ansiado título de Copa son argumentos más que válidos para demostrar que existe un proyecto competitivo a medio-largo plazo.

Y para mantener el proyecto, hace falta apoyo económico. Como ya explicó Catalán, el Real Betis necesita un mínimo de 25 millones antes de Julio para garantizar la estabilidad financiera del club. Este montante puede conseguirse de diferentes fuentes. La posición en la tabla puede ser determinante. Son más de 15 millones la diferencia a percibir entre el quinto y el séptimo lugar, si bien clasificarse a Champions eliminaría de un plumazo las preocupaciones económicas. Esta vía se antoja tarea difícil, pues el Betis se encuentra a 5 puntos del cuarto lugar con únicamente dos jornadas por disputar. Por lo tanto, es probable que el cuadro verdiblanco se vea obligado a traspasar jugadores.

Se han hablado de muchos nombres: Álex Moreno, Nabil Fekir, William Carvalho… pero sin duda, el que más ha sonado es el de Guido Rodríguez. El pivote se ha erigido como pieza fundamental en el esquema de Pellegrini. Su rendimiento ha sido óptimo desde la llegada del técnico chileno. Además, se trata del jugador que más robos exitosos (88) ha completado en nuestra Liga. El argentino suma 98 partidos con la elástica verdiblanca y, si cumple dos más, el Betis se hará cargo de un 10% más de sus derechos en caso de un hipotético traspaso, suponiendo un 90% en total.

Guido es, sin duda, uno de los jugadores que más ha llamado la atención en el mercado. Clubes como el Atlético de Madrid, Arsenal o, como avanzamos en Coliseo Verdiblanco, la Juventus han mostrado su interés por el campeón de la Copa América. El Real Betis sabe que será difícil retener al jugador si llega una oferta irrechazable por él. Se trata de una inversión de menos de 4 millones más que amortizada y de un futbolista cuya cláusula supera los 80 kilos.

Sin embargo, se ha producido un giro inesperado en las últimas horas. Según avanzan los compañeros de Onda Bética, Guido se reunió hace poco con los altos mandatarios béticos. De acuerdo con la información, el jugador expresó su deseo de quedarse en el Real Betis. No quiere marcharse de una ciudad a la que está perfectamente adaptado. El argentino se siente querido y apreciado, tanto por la plantilla como por la afición, por lo que sus planes no pasan por salir del club. Ya expresó su deseo de seguir ligado a la entidad recientemente en un directo presentando su línea de ropa.

De esta manera, a menos que todo cambie repentinamente, parece que Guido no será la fuente de ingresos que necesita el Betis. La dirección deportiva deberá buscar otras formas de ingresar el dinero necesario para cerrar como sobresaliente el año en el campo… y en los despachos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.